Raquel del Rosario – Planeta Particular » PURPURINA Y PISTOLAS

16 marzo 2018

PURPURINA Y PISTOLAS

La semana pasada, Leo llegó de clase con un gracioso gorro de policía hecho con cartulina de colores y purpurina, ese día habían recibido la visita de dos agentes con motivo de una campaña educativa sobre seguridad y precaución.
La profesora tiene por costumbre enviarnos fotos de los peques realizando sus actividades, y ese día, analizando una de ellas en la que Leo posaba junto a uno de los policías mientras jugaba divertido con la placa de su camisa, me dio un poco de “cosa” verle a escasos centímetros de una pistola de verdad.
Me quedé un rato pensando en esa idea tan triste, no la de Leo cerca de un arma en el colegio, sino en la de que haya personas cuya labor principal sea protegernos de otras.

Para un niño de tres años que ha tenido la fortuna de nacer en el primer mundo, seguramente aquella mañana no supuso más que el día en el que en el cole hicieron gorros de cartulina y purpurina y dos señores vestidos iguales y con un cinturón lleno de “cosas”, les contaron algo sobre no subirse al coche de un desconocido.

Sin embargo, yo como madre, no pude evitar que se despertase en mi un sentimiento de lástima al ver que en el plan educativo de mis hijos entraba el “entrenamiento contra las personas malas”. Pero esa es nuestra realidad, vivimos en un mundo donde hay purpurina y donde hay pistolas.

Andaba yo con esa tonta preocupación cuando me tropecé por twitter con una noticia sobre la situación actual en Siria, donde se cumplen nada más y nada menos que siete años de conflictos. La noticia iba acompañada de unas imágenes de esas que te hacen ir a la cama sin cenar y con un nudo en el estómago.
“A veces uno tiene la sensación de estar vaciando el océano con una cuchara”, declaraba en una entrevista el presidente de la FICR, ante la enorme demanda de ayuda humanitaria a nivel internacional.

BUFF… cuanto DESorden.

Hoy iba conduciendo en medio de una de esas comidas de tarro tan mías, intentando entender en qué momento el ser humano se desconectó tanto de su esencia y recordé una charla que tuve hace tiempo con un periodista en una cafetería de Asturias para la contraportada de un periódico.
Él me preguntó que si creía que todas las personas eran buenas en esencia y yo le contesté que sí.
Me nombró un caso de asesinato con un alto impacto mediático en aquellos meses, “¿crees entonces que el asesino, en esencia, es buena persona?.”
Enseguida me saltó la alerta de “éste va a ser el titular” que después de tantos años ya tenía agudizadísima, e intenté elegir cuidadosamente la respuesta explicándome más claramente.

Creo que llegamos al mundo con una pureza innata, no creo que nazcamos estando predestinados a ser buenas o malas personas. Nuestro entorno, nuestra educación, nuestras vivencias, nuestra cultura, religión… Todo influye.

Como me pasa el 50% de las veces, no me di cuenta de que el semáforo se había puesto en verde y el coche de atrás me dedicó un “piiiiiiiiiiiiiii” de esos que te ponen de mal humor.
Siempre he pensado que la manera en la que el de atrás te avisa de que te has quedado en la parra, dice mucho del tipo de persona que es, así como de nosotros el modo en el que reaccionamos.

Hay una frase de Buda que dice: “Quien te enfada te domina”. Si después del “piiiiiiiii” simplemente sigues tu camino, lo dejarás ahí con su enfado y sus malas formas. Sin embargo, si decides bajar la ventanilla y hacerle un corte de mangas mientras sueltas sapos y culebras por la boca, te estarás comportando de la misma forma grosera que él hizo contigo. Y entonces, le habrás permitido, de alguna manera, contagiarte de eso que no te gustaba de él.
Así somos…

La cajera del supermercado me preguntó que cómo iba mi día, le contesté que bien y le pregunté por el suyo. “Estoy feliz”, me dijo dedicándome una enorme sonrisa, y comenzó a hablarme sobre la importancia de vivir agradeciendo lo que tenemos en todo momento. Me dijo que su jefa había tenido un bonito detalle con ella ese día y que ese gesto le había “alegrado el corazón”.
Yo estaba ahí, escuchándola mientras guardaba la compra y preguntándome porqué esa señora había decidido contarme aquello a mí… ¡Ah sí!, la vida otra vez valiéndose de momentos y personas para recordarte cosas Raquel.
“Espero verte pronto, que tengas un buen día, bendiciones” se despidió. Estamos tan desacostumbrados a tratarnos con amor, que nos sentimos hasta raros cuando alguien nos trata así.

Y hablando de amor, sí, la palabra es AMOR, porque no se me ocurre una mejor para definir el testimonio de esa madre que esta semana nos ha dado una lección magistral de humanidad y conciliación.
Una madre que ha logrado dominar una de las más complejas artes, y no ha permitido que ese enfado la domine, porque ha decidido llenar su corazón de agradecimiento en vez de odio. Porque si ya hay suficiente odio en un acto tan deshumanizado, ¿para qué responder con más?.
Gracias Patricia porque he podido ver esa esencia del ser humano brillar con una luz cegadora en cada una de tus declaraciones.
Gracias por reconectarnos con el amor.
Gracias por el ORDEN tras el desorden.
Gabriel, angelito, tus papás son la purpurina.

————————

DESIERTO

Llevo vestido (temporada) y sombrero de Zara, botines de Urban Outfitters y collar de forever21. La mantita de lana hecha a mano la compré en México.

Deseo que tengan un buen de semana
Amor y luz

“LO IMPORTANTE NO ES MANTENERSE VIVO, SINO MANTENERSE HUMANO”
GEORGE ORWELL


47 Comentarios

  • 1. Carolina  |  16 marzo 2018 - 21:50

    Que bonito Raquel! Me siento muy identificada con esas comeduras de tarro, al final la respuesta siempre es el Amor. Mas amor y purpurina y menos pistolas please

  • 2. Yoli.  |  16 marzo 2018 - 21:54

    Que bonito es leerte!! Gracias por tus reflexiones llenas de amor y de luz. Eres una gran sabía y tú esencia es realmente hermosa. Ojalá escribieses más amenudo y compartieses con nosotros todo este proceso de evolución del Ser.
    Como empezó? Un abrazo con todo el amor y admiración.

  • 3. Cristina  |  16 marzo 2018 - 22:04

    Muy bonito Raquel , sobre todo el último párrafo , gracias por compartir. Ojalá el mundo se llenase de purpurina

  • 4. Leire  |  16 marzo 2018 - 22:06

    Luz, luz y más luz necesita el mundo. Personas que salpiquen purpurina, que lo inunden todo de ella. Porque sé que, a pesar de las pistolas, siempre ganará la luz. Gracias Patricia, pececillo, por recordarnos la grandiosidad del amor y gracias a ti Raquel por ser también tú pura purpurina. Un EXCELENTE POST es lo que se me viene a la cabeza para agradecerte tu luz. Gracias por tanto bella. Luz y amor para ti y los tuyos. Y luz y amor para todo el mundo. Besos

  • 5. Elsa  |  16 marzo 2018 - 22:19

    Precioso post. Tantas gracias siempre que darte por todo lo que comprar este,lo que transmites , .muchas gracias. AMOR con todas las letras lo de Patricia. Gabriel ,siempre estará en nuestro corazon

  • 6. MARTA  |  16 marzo 2018 - 22:22

    Me ha encantado el post!! Te abres mucho cuando los escribes y me gusta. Son muy tuyos y eso es una de los cosas que muchos blogs de artistas o famosos no tienen. Las fotos super bonitas!! Ese vestido de Zara lo querís yo pero mi tala…. siempre se esfuma….
    Un besos muy grande Raquel y buen fin de semana!!

    https://myblogcalifornia.blogspot.com.es/

  • 7. Esther  |  16 marzo 2018 - 22:32

    Hola Raquel. Te leo desde hace años y no te imaginas con que ganas espero tu siguiente post. Siempre tan acertada…
    Te admiro muchísimo. Admiro como eres, como te muestras, lo que dices… A mi misma muchas veces me haces replantearme las cosas y gracias a muchas cosas que nos has contado he descubierto otra manera de ver.
    No dejes de hacerlo por favor.
    Ojala leas este mensaje. Me gustaría que supieras que muchas veces repartes una luz que calienta el corazoncito.

    Un abrazo
    Esther

  • 8. María  |  16 marzo 2018 - 23:04

    Hola Raquel.
    Gracias por estas entradas que nos brindas!! Cuando leo que has publicado, dejo todo y allá voy a leerte.
    Gracias y gracias por regalarnos tus pensamientos y vivencias ya que atraves de ellas nos haces reflexionar y nos ayudas a creer como personas.
    Casualmente esta entrada me ha ayudado con un tema que desde hace unos días ocupa gran parte de mis pensamientos. GRACIAS!!
    Eres auténtica y el mundo necesita más gente como tú y como la mamá de Gabriel.
    Fuerte abrazo!!

  • 9. Maria  |  16 marzo 2018 - 23:26

    Precioso post Raquel! Me ha encantado. No se si llegaras a leerlo esto en algun momento pero queria darte las gracias por compartir tus reflexiones, por transmitir tanto amor… al final somos energias y lo bueno llama a lo bueno y como bien reflexionas con pequeñas acciones podemos ir empezando …y ojala algun dia solo exista la purpurina 😉
    Un abrazo fuerte

  • 10. Desi  |  17 marzo 2018 - 00:04

    Precioso post Raquel!

  • 11. Agr  |  17 marzo 2018 - 00:10

    Hoy me ha emocionado especialmente tu post. Será que el pececito nos ha hecho reflexionar a todos demasiado.

    Desde hace casi 4 años, vivo en un pais donde el hola va acompañado de un que tal y sin embargo algo que me parece bonito me cuesta responderlo. Como tu decías no estoy acostumbrada. También, vayas andando o conduciendo, las personas te saludan y sorry or Im sorry se usa para todo tipo de circunstancias ya sea por cruzarse en tu camino, por obstaculizar un paso o por mil razones más. Cuando vuelvo a España por vacaciones me sale expontaneo hacerlo y la reaccion es una cara extraña.
    Supongo que como todo, costumbres, educación o tradiciones.

    Recorrer el mundo para ver más allá de nuestro ombligo y aprender. Sobre todo aprender.

  • 12. Oliva  |  17 marzo 2018 - 00:24

    Lo d esos padres es impresionante, q carisma, q fortaleza,… Que pedazo d personas!!!
    Q pena que la vida les haya cruzado con alguien tan cruel y despiadado!!!
    Gabriel hubiese sido un adulto encantador… Tenía dos buenos modelos a su lado.

    Tengo un niño pequeño, un año y medio, todos estos días lo veo d otra forma… Agradezco cada segundo q pasa a nuestro lado, feliz…. Pobre Gabriel!! Pobre madre… Pobre familia!!!!!

    Ojalá en nuestra vida nos encontremos con más purpurina así.

  • 13. Eva  |  17 marzo 2018 - 07:27

    Raquel te sigo desde hace tiempo y nunca me he atrevido a decirte esto, tu inquietudes son las mismas que las mias y me siento muy reflejada en tus escritos, porque en ellos encuentro la respuesta a algunas de mis preguntas internas, gracias por tus grandes lecciones, eres una gran maestra que transmite luz mucha luz y amor incondicional

  • 14. Bego  |  17 marzo 2018 - 09:22

    Hola Raquel! Luz en tus palabras, en el paisaje y en tu mirada! Como siempre, un gustazo leerte y saborear tus palabras. Un gustazo el buen sabor que dejan y lo que me hacen reflexionar. Yo por mi parte, me lleno el corazón con esa mágica purpurina para repartirla allá por donde haga falta. Hay tanta necesidad de Amor!!! Un abrazo enorme para el Pececillo y su familia maravillosa.
    Emocionada Raquel! Gracias!

  • 15. Maria  |  17 marzo 2018 - 09:43

    Raquel, hacía mucho que no comentaba pero hoy merecía la pena. Orgullosa de llevar tantos años siguiendo tu blog ¡. Siempre eres luz e inspiración.
    Un saludo¡

  • 16. Antonia  |  17 marzo 2018 - 10:51

    la ley de causa y efecto y no ser feliz con la infelicidad de los otros.Como budista es lo que yo vivo.Una vez te salude en Triana y fue muy bonito comprobar que eres autentica, je,je.Porque por el medio en que te comunicas a veces es falso e irreal.

  • 17. Tonibel RM.  |  17 marzo 2018 - 12:36

    Hola Raquel, precioso post. Ojalá todo el mundo fuera más humano y agradecido.
    Un beso.

  • 18. Maribel  |  17 marzo 2018 - 15:48

    Me ha encantado y emocionado tu post. Supongo que tenemos los sentimientos a flor de piel, el suceso trágico que hemos vivido nos hace cuestionar precisamente lo que comentas en tu post sobre la esencia de la bondad o la maldad en las personas. Es innata o por el contrario es consecuencia de las experiencias de cada uno. Lo que sí tengo claro es que la predisposición a escoger un camino o otro es claramente innata. El otro día comentando este mismo tema con mi hermana nos vino a la mente un libro q habíamos leído ambas “El hombre en busca de sentido” de Viktor Frankl y con la frase que nos quedo grabada a las dos: “Hay dos razas de hombres en el mundo y nada más que dos: la raza de los hombres decentes y la raza de los hombres indecentes” El autor, neurólogo y psiquiatra austriaco, narra en primera persona sus vivencias en los campos de concentración Nazi y como después de haber vivido el horror más absoluto llega a la conclusión que yo también comparto: “Entonces percibí en toda su hondura el significado del mayor secreto que la poesía el pensamiento y las creencias humanas intentan comunicarnos: la salvación del hombre sólo es posible en el AMOR y a través del AMOR”

  • 19. Maribel  |  17 marzo 2018 - 15:54

    Me ha encantado y emocionado tu post.
    Supongo que tenemos los sentimientos a flor de piel, el suceso trágico que hemos vivido nos hace cuestionar precisamente lo que comentas en tu post sobre la esencia de la bondad o la maldad en las personas. Es innata o por el contrario es consecuencia de las experiencias de cada uno. Lo que sí tengo claro es que la predisposición a escoger un camino o otro es claramente innata. El otro día comentando este mismo tema con mi hermana nos vino a la mente un libro q habíamos leído ambas “El hombre en busca de sentido” de Viktor Frankl y con la frase que nos quedo grabada a las dos: “Hay dos razas de hombres en el mundo y nada más que dos: la raza de los hombres decentes y la raza de los hombres indecentes” El autor, neurólogo y psiquiatra austriaco, narra en primera persona sus vivencias en los campos de concentración Nazi y como después de haber vivido el horror más absoluto llega a la conclusión que yo también comparto: “Entonces percibí en toda su hondura el significado del mayor secreto que la poesía el pensamiento y las creencias humanas intentan comunicarnos: la salvación del hombre sólo es posible en el AMOR y a través del AMOR”

  • 20. Rocío  |  17 marzo 2018 - 16:34

    Cuánto sosiego me transmiten tus palabras. Es una bofetada de bondad, de luz, de energía limpia. Gracias por abrirte tanto. Deseando leerte más y más. Besos

  • 21. Olga  |  17 marzo 2018 - 16:46

    Precioso…tú si eres purpurina. Abrazo fuerte

  • 22. Laura  |  17 marzo 2018 - 17:43

    Gracias por tu post.
    Como se puede luchar contra sentimientos como la rabia, la envidia or el odio.
    Como se puede trabajar para que solo haya amor en ti.

    Gracias

  • 23. Lola  |  17 marzo 2018 - 20:18

    Hola Raquel estaba deseando volver a leerte.
    Eres pura inspiración, nos reagalas tanto con cada post que te doy las gracias de corazón.
    Admiro tu trabajo constante por SER tan humana y brillar con esa luz y amor tan maravilloso.
    Mucho AMOR y LUZ de vuelta.

  • 24. Conchi  |  18 marzo 2018 - 00:03

    Eres increible no me pueden gustar más tus post. .gracias Raquel

  • 25. Ana  |  18 marzo 2018 - 08:27

    Hola Raquel, yo también creo que el ser humano es bueno en esencia y qué cómo bien dices , el entorno, las experiencias, etc , hace que ante cualquier situación, actuemos de una manera u otra.
    Qué pases una maravillosa semana!!!!